Saltar al contenido

Mencía

Esta variedad en concreto proviene de un tipo de uva tinta, y su origen se remonta bastante atrás en el tiempo, tiempo en el cual el imperio Romano estaba en auge, concretamente en la zona noreste de lo que es hoy el territorio Español; la piel de toro, pero no en cualquier parte de esta si no que en unos lugares particularmente propicios para el cultivo de esta uva mencía, concretamente estamos hablando de El Bierzo, y la parte sureste de Galicia (Ribeira Seca, Valdeorras y Monterrey) estas son zonas en las que la variedad de uva está realmente presente en sus cultivos, sin embargo también las hay en otros lugares como: Cantabria. Castilla La Mancha, Asturias y León. 

Hubo un momento en la historia que comprometió la existencia de esta variedad de Uva, la mencía puesto que en este momento histórico se sufrió una plaga de filoxera, que azotó con dureza a los lugareños, no obstante, se logró con dificultad eso sí, salir adelante, esto aconteció en el siglo XIX, y no fue transcurrido un siglo más en el XX cuando podemos afirmar que la uva se asentó de nuevo con gran fuerza, y la demanda de esta variedad hasta nuestros días no ha dejado de subir, en cualquier caso hay un gran esfuerzo detrás por parte de la gente que cuida de la variedad, y el esfuerzo no en vano da lugar a la producción de vinos de talla nacional e internacional.

Zonas destinadas al cultivo de la variedad Mencía

Como hemos dejado entrever en la introducción la uva de esta variedad procedente la uva tinta, tiene cabida en una serie de regiones de España, muy especialmente tiene bastante presencia en la comunidad autónoma de Castilla Y León, Galicia, Asturias, Castilla La mancha y Cantabria, además se cultiva en todo el territorio que conforma la península Ibérica más allá de nuestras fronteras como es el caso de la parte septentrional de Portugal, en esta zona se considera que la uva mencía surge de la combinación de dos variedades en concreto, la variedad Patorra y la uva Alfrocheiro, que podemos catalogarlas como uvas rojas, arraigadas en tierras de Douro y Dão, la patorra estaría ligada a la región de Douro y la Alfrocheiro ligada a la segunda a  Dão.

uva mencia

Como podemos observar hasta el momento la variedad de uva tinta está muy extendida alrededor de la península, sin embargo, hay zonas como es lógico donde hay un mayor concentración de esta en sus cultivos, este es el caso de El Bierzo y el sureste de Galicia, en esta parte de españa se localiza una gran demanda de esta uva, puesto que su volumen de distribución es alto en comparación con el resto, en esta parte del territorio opera una serie de denominaciones de origen las cuales dan fe de la calidad de la uva, estamos hablando de  D.O Monterrei, D.O Valdeorras y D.O Ribeira Seca, de hecho es tal la importancia de esta uva por estas tierras que como dato cabe destacar que en las hectáreas que comprende el D.O Ribeira Sacra se emplea esta variedad desde tiempos del imperio Romano.

En la zona de Bierzo resaltar que los hombres y mujeres de las generaciones más jóvenes que se encargaban del cuidado de las bodegas del lugar, antaño fueron retirando gradualmente la variedad de la uva Mencía, para ser exactos aquella que se cultivaba en el Valle del Sil, puesto que los bodegueros consideraron más oportuno que se desplegará la variedad en el Valle del Sil, en la zona montañosa de la hoya de berciana, debido a este movimiento de la producción actualmente tiene el honor de conocerse la zona como el cinturón vitícola de El Bierzo, ya que es aquí donde ha cobrado mayor fuerza a día de hoy esta apreciada variedad de uva tinta, y resulta curioso que los bodegueros hayan optado por cultivar en esta zona si a priori podemos deducir que es un lugar en el cual el entorno presenta dificultades en cuanto a las características del clima del suelo etc, pues resulta que es sabido que aquellas variedades que se asientan en zonas de esta índole presentan mayores posibilidades. 

Debido a las condiciones adversas de este cinturón de El Bierzo, cepas que tienen alrededor de 100 años a sus espaldas que se han cultivado en las laderas bercianas, pudiendo aprovechar sus característicos suelos pizarrosos,  han dado fruto a una cantidad de uvas de tal porte que dan fruto a vinos realmente de calidad, sin duda vinos que actualmente tienen su hueco en la cultura vinícola, cepas que han pasado penurias dada la escasez de agua, debido a las altas cotas donde se crían, pero esto las ha hecho especialmente tolerantes a condiciones complicadas, por lo que son realmente resistentes a la crianza. 

Características de la variedad de uva Mencía

Con la Uva Mencía  podemos obtener unos vinos realmente completos en cuanto a color, cuerpo, sabor, aromas frutales, en definitiva vinos realmente frescos y elegantes, con gran identidad, que sin duda nos trasladarán a las tierras donde se originan; a continuación vamos a exponer una serie de características de la uva Mencía:

  • Un color rojizo realmente marcado, similar al de las frambuesas, en su capa media-alta.
  • Aromas en los que se puede detectar sin problemas toques afrutados, toques muy concentrados tanto de frutas rojas y negras salvajes, moras y confituras, también podemos identificar ciertos toque minerales conferidos por el terreno donde crecieron.
  • Su textura cuando entra en contacto con la boca es aterciopelada, su acidez es prácticamente imperceptible y respecto a la cantidad de azúcar presente es alta.
  • Muy apropiada esta variedad de uva para emplearlo en vinos jóvenes, en cuanto al vino más destinado a crianza, resalta dado que envejecen realmente bien.

Maridaje de la Uva Mencía

No tendremos problemas a la hora de combinar una copa de vino derivada de esta variedad Mencía, ya que permite el maridaje con innumerables opciones que te mostraremos a continuación:

  • Respecto a las carnes: los vino de uva Mencía, casas perfectamente con carnes de caza, sobre todo los vinos de crianza, desde aquí te recomendamos sin lugar a duda el cordero como plato para acompañar con un buen vino elegante de uva Mencía de crianza.
  • Quesos: un queso de sabor intenso liga muy bien con los matices de un Mencía joven, por lo que un gran número de quesos curados como el manchego, podrán ser la pareja perfecta para una cata en condiciones, por otro lado un vino Idiazábal, también responde bien al maridaje con queso.
  • Embutidos: el maridaje con estos suele ser favorable con vinos tintos y por supuesto la uva mencía iba a ser un caso aparte, un buen jamón ibérico puede resultar un compañero ideal, para experimentar las sinergias derivadas de un buen maridaje.
  • Arroces: siempre y cuando el arroz tenga como ingrediente principal una buena carne, esto hará que sea muy correcto el maridaje con arroces de este tipo, por ejemplo: un risotto de codorniz.
  • Productos marinos: cuando hablamos de pescado a la hora de maridar te recomendamos encarecidamente que este sea un pescado azul, también se verá potenciada la experiencia de una copa de vino de esta uva si lo acompañamos con pulpo, especialmente el vino Mencía joven. por sus características intrínsecas como su nivel de acidez y sus toques frutales, lo hace apto para esta clase de maridaje.